Para facilitar el sueño del bebé, es importante que el recién nacido esté tranquilo cuando se vaya a dormir, y en este momento interviene el tamaño de la cuna, el ambiente de casa, la temperatura y la iluminación de la habitación y la ropa del bebé. Antes de conciliar el sueño, el bebé deberá relajarse y después será más sencillo que se duerma gracias a estos seis trucos fáciles y más tips para dormir a los recién nacidos.

Consejos útiles para favorecer el sueño de los recién nacidos

Crear un ambiente favorecedor para el sueño del bebé es esencial para que consiga dormirse rápidamente. Para ello, se pueden utilizar varios objetos como los juguetes, las mantitas o los peluches preferidos del recién nacido, pero en cambio, no se recomienda el chupete de bebé a la hora de dormir.

1.- Controla que el bebé no abuse de la siesta: Vigila que tu bebé no duerma siestas durante demasiado tiempo al final del día para que le cueste menos dormirse después.

2.- Juega con él antes de dormir: Si tu bebé realiza una actividad antes de dormir acabará cansado y será más fácil que concilie el sueño.

3.- Realiza una rutina de dormir diaria: La hora a la que se acueste es importante para que el bebé asocie cuándo va a tener que dormirse todos los días.

4.- Mientras se queda dormido: no realices movimientos bruscos, tan sólo deja que se relaje y encuentre su momento y postura ideal para dormirse.

5.- Revisa la luz de la habitación del bebé: No es lo mismo la iluminación de la siesta del bebé que la del sueño nocturno, ya que la habitación tiene que estar completamente a oscuras.

6.- La relajación previa: Antes de dormir, es muy importante que el bebé esté tranquilo y en calma. A continuación encontrarás varios consejos para ayudar a tu bebé a tranquilizarse antes de dormir.

Tips para ayudar al bebé a relajarse antes de dormir

La rutina de relajación previa al sueño del bebé es imprescindible en el proceso del sueño del bebé porque consiste en calmar al recién nacido antes de ir a dormir para que consiga adormecerse fácilmente.

-Hablarle al bebé: Explícale con suavidad que es hora de irse a dormir mientras le pones el pijama. Aunque no te entienda verá que estás hablándole con cariño y se irá consolidando la rutina de sueño.

-La hora del baño: Se aconseja bañar al recién nacido en un ambiente relajante. Mientras acostumbras a tu bebé a esta rutina, cámbiale el pañal y prepara su pijama para que sea más sencillo dormir. Si a tu bebé no le gusta el baño y llora, aplaza el lavado y prueba a realizar otras actividades que le tranquilicen. El baño siempre es un momento memorable y divertido así que aprovéchalo al máximo.

-Cuéntale cuentos: Independientemente de la edad el pequeño, contarle cuentos siempre es una buena idea para relajarle, ya que aunque no entienda todavía las palabras, tu hijo disfrutará viendo tus brazos y oyendo tu voz intentando seguirte el ritmo hasta que se canse y caiga rendido.

6 trucos sencillos para hacer dormir a tu bebé recién nacido
Te gusto Recuerda votar